La alveolitis dental. Causas, tipos y tratamiento.

alveolitis
Compartir 11

¿Has ido hace unos días al dentista a extraer un diente y no aguantas el dolor? Si es así, no pierdas un minuto más y ve cuanto antes al especialista. Es muy probable que el coágulo que se forma sobre el hueco que ha dejado la pieza dental una vez extraída para sellar y cicatrizar la zona se haya roto o caído. Se conoce con el nombre de alveolitis dental.

Las primeras 48/72 horas después de una extracción es el periodo más crítico y es ahí cuando existe un mayor riesgo de sufrir este problema. Al romperse o desprenderse el coágulo, además del dolor intenso que sufre el paciente que da la voz de alarma de que hay un problema, el periodo de cicatrización de la herida es más largo y, por tanto, necesitará un tratamiento específico para su curación. ¿Qué provoca esa rotura? La zona se vuelve más vulnerable al ataque de bacterias o a cualquier agente externo, lo que provocará la inflamación del tejido y ese dolor intenso al que antes nos referíamos.

Claves para medir el dolor y detectar la alveolitis

¿Cómo podemos saber si el dolor que sufrimos no es “normal”? Es cierto que tras una extracción de un diente o una muela es habitual sentir dolor con lo que nos puede generar dudas de si ese dolor que estoy sufriendo es normal o, por el contrario, debo preocuparme y es síntoma de una alveolitis.

Es este post te damos claves para detectar el problema a tiempo. Si controlamos el dolor con los analgésicos que nos ha proporcionado el especialista, han pasado 48 horas tras nuestra visita al dentista y comienza a remitir la dolencia entonces, no debemos preocuparnos. Si por el contrario, el dolor va a más, incluso, hasta el punto de no dejarnos dormir, es probable que suframos alveolitis.

Pese a que es muy doloroso, hay una buena noticia y es que no se trata de una afección grave y en unos días siguiendo las pautas del especialista, el paciente siente una gran mejoría. Este tipo de patología afecta en torno a un 3 o 4% de los pacientes que se someten a una extracción y es más frecuente que ocurra en aquellos casos en los que la pieza que hemos extraído sea una muela del juicio.

 

Tipos de alveolitis dental

ortodoncia invisibleAlveolitis seca

Ocurre cuando no se observa el coágulo de sangre y, en su lugar, se ve el hueso de la cavidad. Es decir, el alveolo está vacío.

ortodoncia invisibleAlveolitis húmeda

Es el caso contrario. El paciente presenta una alveolitis cuando presenta un tejido sangrante y oscuro.

 

¿Cómo tratarla la dolencia? 

El especialista nos dará las pautas del tratamiento. En cualquier caso, cuando el paciente llega a la clínica con esta dolencia, el primer paso es que el odontólogo enjuague el alveolo con suero para limpiar la zona y eliminar así cualquier residuo que se haya quedado alojado.

Además, nos recetará medicación: analgésicos para combatir el dolor, antibióticos para curar la infección y antiinflamatorios para rebajar la hinchazón.

 

Cualquier duda, podéis poneros en contacto con nuestros profesionales y os atenderán encantados.

CONTACTO

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*